top of page
  • Fer

City Tour en Cancún



¡Hola nómadas!


El jueves nos fuimos Tote y yo al Cancun City Tour, y fue una gran experiencia.


Empezamos en Playa Delfines (o como la llamamos coloquialmente los locales: El Mirador), en donde Arturo, Pedro y Tony nos recibieron muy amables y nos explicaron lo que íbamos a hacer.


Mientras algunos turistas se tomaban fotos en el letrero de Cancún, nosotros nos subimos a escoger nuestros lugares. Para disfrutar más el tour, tienes que ir en la parte de arriba.




Empezamos el recorrido muy puntuales, con Abraham de conductor, e hicimos algunas paradas para recoger a otros clientes. El tour aún no comenzaba, pero la música ya era de fiesta, y aunque vivo en Cancún, uno no se puede cansar de la hermosa vista cuando vas paseando por la zona hotelera, y con buena música, ufff, de lo más lindo.


Ya en Puerto Cancún, en donde subieron los últimos pasajeros, comenzó el recorrido oficial. Arturo, Pedro y Tony nos explicaban datos interesantes de Cancún, sobre los lugares que estábamos recorriendo e información general de una forma muy entretenida y simpática.




Fuimos hacia el centro de Cancún y nos detuvimos frente al Mercado 28, en donde es la primera parada oficial. Nos bajamos en una tienda que se llama Plaza Arte Mexicano, en donde nos recibieron con un delicioso cocktail, y nos dieron a probar el tequila (todos muy ricos, pero en lo personal, el de Coco me pareció ¡delicioso!).




Algunos clientes se cruzaron para comprar cositas en el Mercado 28, y fue el tiempo justo, solo que se soltó una tormenta que nos hizo esperar unos minutos de más. Eso sí, Arturo, Pedro y Tony estuvieron muy al pendiente de todos.


Cuando finalmente bajó un poco la lluvia, nos subimos al camión y nos regalaron unos impermeables a todos. En lo personal no me molesta mojarme, pero algunos sí prefirieron quedarse en la parte de abajo. Arturo y Tony con todo y lluvia se quedaron arriba dando su show (yo iba empapada, pero muerta de risa).



Después nos detuvimos unos minutos en Malecón (frente a Plaza Las Américas), se paró un poco la lluvia y todos nos bajamos. Sacaron fotos, y ya con los asientos prácticamente secos, regresamos al camión.





De ahí nos fuimos de regreso a la Zona Hotelera para la última parada: Museo del Tequila y la fábrica de chocolate en Plaza La Isla.


El museo del tequila está en una tienda, y aunque está pequeñito, los guías (en este caso el buen Arturo) te dan una explicación muy completa sobre el proceso del tequila y termina con una degustación.





Ahí mismo, subiendo la escalera está la fábrica de chocolate. Algunos clientes se fueron a dar la vuelta a la plaza y a comer algo, pero para los que optamos por ir a la fábrica, estuvo bien. Dura solo unos minutos, pero vale la pena entrar antes de irte a pasear. Entras a una habitación en donde te cuentan una leyenda acompañada de datos interesantes del origen del cacao, y terminas probando el cacao natural.






De ahí nos fuimos por un cafecito y a pasear en lo que el camioncito nos llevaba de regreso a Playa Delfines.


En general fue una divertida mañana de datos curiosos, información interesante, buena música, lluvia y excelente compañía.




¡Gracias Arturo, Tony y Pedro!

9 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page